Testimonios

Hace 4 meses que tuve la oportunidad de realizar una Constelación Familiar con caballos en Horseway. Ya había hecho anteriormente constelaciones familiares con personas, y otros tipos de terapias. Pero quería experimentarlo con los caballos porque es un animal que siempre me ha encantado.

 

La verdad que lo que fui a tratar, fue tan claramente expresado por los caballos, que me quedé un poco en shock. Creo que ha sido una de las experiencias donde la respuesta no pudo ser mas clara, y lo que siguió a esa experiencia fueron muchos cambios en mi vida y un "darme cuenta" de muchas cosas.

 

Me siento agradecida.

L. V.

Fue un momento muy mágico y especial desde el primer instante.

 

Los caballos se reunieron para hacernos saber que ya estaban a punto para empezar a trabajar, incluso sentí (y la gente vio) cómo uno de ellos se acercaba a mí, y con la mirada y un gesto de confianza, me decía que quería ser mi representante. Le dije que si, evidentemente, y todo empezó a fluir... Anna me preguntaba, yo le contestaba y los caballos lo representaban. Sorprendente... Si, si, como si estuviera viendo una obra de teatro.

 

Despacio el problema se resolvió ante mis narices, y los caballos al ver que ya no tenían nada más a decir, dieron por acabada la función.

Sentí que era mi turno. Ahora me toca trabajar.

 

Personalmente he hecho constelaciones familiares con personas, pero hacerlas con caballos ha sido la experiencia más sincera, sencilla y mágica que he tenido nunca, de hecho, mi conflicto ha dejado de ser una nube gris.

 

Después de tan bonita experiencia, animo a todo el mundo a que se deje seducir por esta magia.

 

Siempre agradecido Anna

Rufio P.

Bueno no sé cómo comenzar, en primer lugar agradecer a Cavall de Mar Centre d'Equitació que durante doce años, ha pasado a formar parte de mi família y gracias a ellos he podido conocer a Anna Alvarez, una gran persona y que ha podido ayudarnos con mi hijo a través de LAS CONSTELACIONES.

 

Como cualquier domingo, fuimos a la hípica y encontramos a Anna Alvarez, ella ya se había fijado en Jose A. y me ofreció hacer constelaciones con Jose, ya que lo veía muy nervioso y agresivo. Bueno, pues ese día entramos al paddock y a través de los caballos que representaban a cada miembro de la família, elegidos por mi, estuvimos dos horas en las cuales, Jose A. tuvo dos reacciones muy diferentes, en una de ellas me abrazaba y me besaba, y en otra me pegó pero fue dejar de pensar en ese familiar y él se tranquilizó, ese día me quedé bastante asombrada por qué Jose A. aguantó dos horas y quién lo conoce sabe que es imposible. Ese domingo José A se portó muy bien en casa y la vuelta a la residencia fue muy tranquila, ya que siempre tenemos que ir dos personas con él porqué da golpes e intenta abrir la puerta del coche, o sea, un peligro.

 

Esto pasó hará cinco domingos más o menos, desde entonces las salidas con Jose A. han sido bastante tranquilas, no se agrede, no se pega golpes con las paredes y lo mejor es que la vuelta a la residencia es muy tranquila y podemos ir uno solo con él. Muchos de vosotros seréis incrédulos a lo que os he contado, pero ya sé que las casualidades no existen, que quede claro que a Jose A. no se le ha tocado nada de la medicación y hace poco empezó el trabajo de rutinas.

 

Uno no puede cambiar tan rápido, sabéis de sobra que estos chicos tardan en comenzar a dar resultados. Por tanto, para mí las Constelaciones han hecho un gran trabajo y quiero compartir esto con Residencias y centros, por si familiares o terapeutas quieren probar con un usuario, etc.

 

Os aseguro que funciona, gracias Anna Alvarez por poder disfrutar de mi hijo y devolverme a ese niño cariñoso que era mi ángel.

Rosa M.

No me esperaba tan gratas sensaciones, la paz, la nobleza, y la sutileza de estos amigos casi humanos que llamamos caballos, aprender y descubrir las constelaciones desde una perspectiva tan distinta, nunca hubiera imaginado que estos animales fueran capaces de darnos esa información tan limpia y facilitar la lectura y la información deseada.

 

Para mi ha sido un gran descubrimiento, y han cambiado muchas cosas desde entonces.

Liliana

Confío en Anna como profesional desde hace años y cuando me ofreció la oportunidad de hacer una constelación familiar con caballos, no lo dudé. Es increíble como pueden hacer de puro reflejo del momento que estás viviendo y transmitirte no verbalmente tu estado actual y el camino a seguir para solucionar el problema.

 

Repetiré bien pronto, poder contar con caballos como herramienta a tus bloqueos me parece un lujo!

Carmen Rios

Mi experiencia escrita y resumidisisima dice así: "UNA HERRAMIENTA MÁGICA, RÁPIDA, EFICIENTE, DIRECTA. UNA ESCOBA COME PIEDRAS".

 

Después de constelar con caballos (Animales con una sensibilidad y presencia muy y muy potentes) siento haberme dejado hacer un masaje allí donde cuesta tanto llegar, el alma. Aliento y “engolosino” a todo el mundo a hacer este viaje, un viaje que para mí empezó en mi universo inconsciente y aterrizó, para volver a elevarse de nuevo, esta vez sí, desde el aquí y ahora.

.

Ahora siento que ando, piso con pie firme y con fuerza. Gracias Anna para hacerme un acompañamiento de crecimiento personal tan bestia.

 

He aprendido el mensaje "mydearprofe" que la felicidad no me llega cuando consigo lo que deseo, si no cuando sé disfrutar de lo que tengo.

Piter P

Hace unos meses buscando una alternativa con caballos que apoyara la etapa de autoconocimiento, encontré a Anna Álvarez y su propuesta de Constelaciones Asistidas con Caballos; siempre atraída por la naturaleza y los animales le escribí inmediatamente. Para mi sorpresa, me contestó que visitaría Costa Rica a impartir el Curso de Formación. Desde ahí, la palabra que describe lo vivido es: "MÁGICO".

 

Por una semana compartimos humanos + caballos + naturaleza. Donde recibí guía, sané, crecí pero mi mayor regalo, fue el que no esperaba: Aprender a compartir con la naturaleza desde la perspectiva "sentirme parte de ella, ser naturaleza".

 

Hacer Constelaciones Asistidas con Caballos es una oportunidad de vivir una experiencia MÁGICA y SANADORA, donde las experiencias y los resultados te pueden sorprender.

Es un espacio donde recibes guía, te reencuentras, te das oportunidades, comprendes, ríes, lloraras o simplemente reflexionas y agradeces; sientes desde el corazón, experimentas un compartir de manada y sanación en grupo.

 

No me crean, ¡experiméntenlo! Pero ante todo disfruten. Y una vez terminado el curso, dejar abierta la puerta para lo nuevo, deja que llegue el cambio por lo "comprendido, sanado y/o agradecido".

 

Anna desde mi corazón un fuerte abrazo y gracias por compartir tu don.

Te esperamos nuevamente.

Marianela Castro

 

Constelaciones con caballos

Una nueva formula de solucionar problemas complejos